Beatriz B.

Las ventanas, como la piel de una persona, son barrera y contacto al mismo tiempo.